Los “cinco venenos blancos”

Los “cinco venenos blancos”

 

 

“No necesito de azúcar para vivir una vida dulce”

 

Anónimo

 

 

Y que te cuento…

Hoy hablamos de los llamados venenos blancos son la sal, el azúcar, la leche pasteurizada, la harina refinada y el arroz blanco.

La falsa sensación de que lo natural es bueno y lo artificial es malo.

 

La sal

La sal de mesa es cloruro sódico a la que en algunos casos se añade yodo y flúor.

En grandes cantidades se aumenta el riesgo de presión alta.  El yodo, tóxico cuando se sobrepasa el mínimo necesario, se agrega porque se supone que mejora la función de la tiroides y el flúor, uno de los elementos más radioactivos, porque dicen que evita la caries.

Recientes estudios han determinado que su consumo podría estar detrás del desarrollo de determinadas patologías autoinmunitarias.

 

 

Azúcar

El azúcar refinado no tiene proteínas, ni vitaminas, minerales, enzimas, fibra o grasas. Tratamos este tema en un post anterior.

 

La leche pasteurizada

Sufre un procedimiento que destruiría bacterias beneficiosas y las enzimas esenciales para la absorción de nutrientes de su versión fresca y natural. Lo que omite esta versión es que sin un proceso la leche al natural contiene microorganismos de origen animal que pueden ser peligrosos para el ser humano al ingerirlos. Para evitarlo se somete a la leche a temperaturas que eliminan estos microorganismos.

No hay estudios que sostengan que el proceso tenga efecto sobre la reacción que produce en el que la bebe.

 

La harina refinada

De igual manera sucede con la harina que al ser procesada para aumentar su pureza, se eliminan todos los nutrientes. Fibras, vitaminas y minerales. En ese refinamiento se utilizan productos químicos nocivos para blanquearla

La parte de los productos químicos no es cierta. La harina terminado el proceso, es amarillenta. Para blanquearla se utilizaba el óxido de cloro o peróxido de benzoilo algo prohibido por la legislación en Europa.

 

 

El arroz blanco

Asociado a un mayor riesgo de diabetes tipo 2 por los altos niveles de glucosa que se convierten en azúcar.

Por procesos tiene menos contenido de nutrientes como fibra o ácidos grasos porque se le ha retirado el salvado y el germen del cereal. Quedando el almidón que es una molécula formada por glucosa por lo que dicen que puede terminar causando problemas metabólicos y diabetes.

 

 
A %d blogueros les gusta esto: